Volver
Gasolina en Venezuela: ¿por qué escasea? Foto: Todos Ahora
Compártelo:

¿Por qué escasea el combustible en un país con las mayores reservas de petróleo del mundo?

Resulta contradictorio que en el país con las reservas petroleras más grandes del mundo escasee combustible, pues es una realidad y sucede en Venezuela. Producto del descuido y la falta de inversión en PDVSA, hoy los niveles de producción alcanzan mínimos históricos. Por supuesto lo mismo ocurre con su parque refinador.

Algunos consideran que las sanciones impuestas por Estados Unidos afectan sustancialmente la industria petrolera, pero tales aseveraciones no son del todo ciertas.

Ahora es noticia: Recomendaciones que nos dejan sin opciones ni tiempo

Irán, país que ha sufrido severas sanciones, incluso antes de que se emitieran las más duras contra PDVSA, continúa produciendo petróleo y sus derivados de manera regular. Incluso Irán ha enviado combustible a Venezuela.

¿Cómo comenzó la escasez?

La gasolina empezó a escasear en Venezuela desde hace varios años. En el interior del país la falta de combustible ya formaba parte de los muchos problemas que enfrentaba la ciudadanía. Por su parte, la realidad en Caracas era distinta debido a que se desviaba la gasolina del interior a la ciudad capital. Es decir, en la región capital había gasolina a expensas del resto del país.

El desvío de combustible hacia Caracas se volvió insuficiente, mientras que el estropeado parque refinador producía menos gasolina. Esto generó que, en plena cuarentena, el país se quedara sin gasolina, se hicieran enormes colas, protestas, descontento generalizado, angustia del personal de salud y de alimentación. Tristemente así se recuerda el inicio de la cuarentena en Venezuela. Sin embargo, la situación mermó tras la llegada de 5 buques iraníes cargados de combustible.

Actualmente, el país se empieza a quedar sin gasolina. Según un reporte de la agencia Argus del pasado 15 de julio, “las reservas de gasolina con que cuenta Venezuela se almacenan en Cardón. En esta refinería había solo 15.140 barriles de carburante de 91 octanos y 1.890 barriles de 95 octanos«.

Mientras no ingrese gasolina fresca a Venezuela, estas son las reservas a disposición. Esto ya que, según la misma agencia, “PDVSA produce sólo alrededor de 25.000 b/d de gasolina en Cardón, donde las reparaciones ayudadas por Irán y China han tenido resultados limitados hasta ahora”.

¿Cuáles son los efectos?

El difícil acceso al combustible, sobre todo en el interior, hace que vuelvan los problemas vistos al inicio de la cuarentena: descontento y protestas en las estaciones de servicio. Dicha situación trae negativos efectos económicos y sociales. Primeramente, hay una merma en la movilidad y el transporte de mercancías, generando que medicinas, alimentos y productos en general se retrasen y no lleguen al consumidor final. El ciudadano que necesite un medicamento difícilmente lo conseguirá en la farmacia, mientras que el acceso a la alimentación como si fuera poco en Venezuela, se hará cuesta arriba.

En segundo lugar, la escasez de gasolina genera condiciones para que algunos con acceso al combustible se aprovechen y empiecen a revender el litro de gasolina al precio que el consumidor esté dispuesto a pagar. Esta situación genera mafias muy lucrativas pero perniciosas para la sociedad y la economía.

Estos mercados paralelos suelen ser clandestinos, operan al margen de la ley y corrompen a funcionarios públicos que en vez de velar por la correcta aplicación de la ley tienen como objetivo su beneficio personal.

Adicionalmente, las sanciones impuestas por Estados Unidos obstaculizan que un país o empresa naviera traiga combustible a Venezuela. Particularmente, ya hay buques iraníes incautados por la justicia norteamericana ¿Qué hará el régimen para sortear la escasez de combustible? Intentará administrar el combustible que le queda de manera tal que, el interior luzca como siempre, sin gasolina, mientras que en Caracas el abastecimiento sea más regular. También, concentrará sus esfuerzos en que, contra todo pronóstico, arribe otro cargamento de combustible iraní, que hasta los momentos luce improbable. Mientras esto transcurre, el país que otrora se destaco por tener las refinerías más avanzadas del mundo, hoy suplica que llegue gasolina desde otro continente.

Por Ricardo Martínez

Lo más leido