En sectores de Barcelona viven «pegados a los enchufes» por constantes cortes eléctricos

Habitantes de varios sectores de Barcelona, capital del estado Anzoátegui, se quejaron de que viven «pegados a los enchufes» por los constantes cortes eléctricos que se registran.

Barcelona, estado Anzoátegui
Barcelona, estado Anzoátegui

Comunidades como Álvarez Bajares, Boyacá 1, Tronconal II, 29 de Marzo y El Esfuerzo son de las más afectadas, pues sus vecinos han denunciado en reiteradas oportunidades que pasan entre tres y cuatro horas diarias sin el servicio. Eso sin contar los casos en los que la luz va y viene hasta cuatro veces en el día.

Daños en los equipos y nadie se hace responsable en Barcelona, estado Anzoátegui

Una de las principales molestias en los perjudicados es que los apagones, pese a parecer programados, siempre los agarran por sorpresa debido a que la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec) no brinda ningún tipo de información.

«Lo peor de todo es que esas idas y venidas de luz en períodos cortos ha ocasionado daños en equipos. A mí se me quemó un congelador y pasé un buen susto con una nevera. Y así como yo deben estar otras personas, que pierden sus electrodomésticos y nadie se hace responsable», expresó Yolimar Fuentes, quien reside en Álvarez Bajares.

Marbella Salazar, habitante de Boyacá 1, vive una situación aún más crítica. Contó que hace poco terminó de perder el último aire acondicionado que le quedaba a causa de las constantes fluctuaciones, por lo que la lista de artefactos dañados en su casa se alargó.

«Desde la época de la pandemia hasta ahora he perdido casi todo. En total se me quemaron tres aires acondicionados, una nevera, un microondas y dos televisores. ¿Y quién me paga todo eso? Nadie», manifestó.

Más de lo que ocurre

Y el daño de artefactos eléctricos es solo una de las consecuencias del problema. En las urbanizaciones ubicadas en la vía que conecta a Barcelona con la zona rural de Puerto La Cruz pasaron hasta tres días corridos a oscuras a mediados de marzo, lo que ocasionó pérdida de alimentos.Soluciones inmediatas o al menos un aviso

Habitantes de conjuntos residenciales de Nueva Barcelona, también en la capital anzoatiguense, aseguraron que diariamente se les va la luz tres horas. Y mientras algunos vecinos piden soluciones inmediatas a las deficiencias con la electricidad, otros piden al menos un aviso para desconectar sus aparatos y disminuir riesgos.

«Dentro de todo lo malo uno pudiera aceptar el corte eléctrico si es por prevención o para realizar un trabajo. Pero lo que molesta es que no haya notificación alguna para que cada quien esté preparado», dijo Damary Gutiérrez.

Las personas consultadas hicieron un llamado a Corpoelec, gobernación y demás autoridades. Esto para que busquen solventar el caos eléctrico lo más pronto posible, tomando en cuenta que, a su juicio, los más afectados son adultos mayores y niños.

Síguenos
Suscríbete a nuestro
grupo de whatsapp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0
0

También puedes leer