Diputado Olivares denunció la crisis hospitalaria que vive el venezolano

El diputado de la legitima Asamblea Nacional, José Manuel Olivares, denunció la situación que viven los hospitales en el país e informó sobre el fallecimiento de un sacerdote en la ciudad de Maracaibo, a causa de la COVID-19.

Olivares notificó a través de su cuenta en Twitter, que la persona respondía al nombre de Antonio Villasmil de 55 años de edad, quien falleció por neumonía bilateral. Además, padecía los síntomas del virus pese a que, en la prueba rápida, había dado negativo. Acotó que, la persona no pudo ser atendida en los centros asistenciales de la entidad.

Ahora es noticia: Tres venezolanos fallecidos y 211 contagiados reportaron este jueves

“El 28 de junio llegó a una clínica, donde lo diagnostican y refieren al Hospital General del Sur. Su familia estaba buscando trasladarlo, porque no había aire acondicionado en la sala donde lo tenían y tampoco hay ventiladores, en caso de que se complicara y lo necesitara”, dijo.

El parlamentario aseveró que la familia de Villasmil, intentó ingresarlo a una clínica privada. Sin embargo, estaban llenas. Esperó nueve horas para ser trasladado al Hospital Universitario de Maracaibo, pero ya sin signos vitales.

“Lo que le pasó al Padre Antonio Villasmil, lo sufren miles de venezolanos. Es el retrato de lo que pasa en nuestros hospitales”, indicó.

Añadió que, los hospitales del país no cuentan con aire acondicionado, ni insumos médicos. Además, de que no poseen ambulancias operativas y la cantidad suficiente para de unidades, para atender a las personas.

“No es por el COVID-19, son años de corrupción y desidia que siguen cobrando vidas de venezolanos. Vidas que, en otras circunstancias posiblemente hubieran podido ser salvadas”, enfatizó.

Olivares denunció la crisis hospitalaria

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver