Día del Pescador Artesanal en Venezuela: entre desilusiones, promesas y olvido

Cada 14 de marzo en Venezuela desde el 2009 se celebra el Día Nacional del Pescador Artesanal. Una fecha donde también se decretó la eliminación de la pesca industrial de arrastre en el país, por considerarlo una práctica que atenta contra la biodiversidad y la conservación del suelo marino.

En Puerto La Cruz, el mercado de Los Cocos, es un sitio con historia que remonta desde hace casi 70 años. Cuando los primeros pescadores que llegaron desde el estado Sucre y Nueva Esparta, comenzaron a comercializar el alimento en este espacio que está en las adyacencias del Paseo de la Cruz y el Mar.

Ahora es noticia: Fedecámaras: Venezolanos quieren invertir pero desconfían del Gobierno

Un oficio que ha sido menospreciado

La mayoría de los pescadores que han dedicado toda su vida a este oficio, no tienen estudios y su relación con el mar lleva años de historia y no se ven en otra actividad que no sea esa.

El mercado de los Cocos en Puerto La Cruz, ha pasado por varios gobernantes con el paso de los años y ninguno de ellos ha cumplido con terminar el mercado, que lleva más de década en ruinas y se quedó solo en promesas. Siendo ahora un vertedero de basura, guarida de insectos y zamuros en plena vía turística.

La historia de Arquímedes

Arquímedes Martínez, de todos los vendedores del mercado de Los Cocos, es uno de los más antiguos y heredó este oficio de su padre, quien le enseño todo acerca de la vida en el mar y sus secretos para ser un buen pescador.

“No me veo haciendo otra cosa que no sea pescar, aunque ya por la edad, lo hago menos, mi vida es el mar y las tradiciones venezolanas, como la pesca artesanal no debemos perderlas, son parte de nuestra historia”, dijo Martínez.

Los pescadores que hacen vida en este mercado, en su mayoría son descendientes de familiares de los primeros pobladores del mercado Los Cocos, y ahora son los responsables de pasar la tradición a sus hijos y nietos quienes son los encargados en la actualidad de los principales puestos.

Ingeniárselas para seguir pescando

Antonio González, quien es de paria estado Sucre, ha tenido que usar el método del trueque para poder conseguir gasolina para su lancha, también trabaja como vendedor ambulante para las reparaciones que tiene que hacerle semanalmente a su lancha que es  su principal medio de ingresos.

“Conseguir las redes, es lo más costoso, las que tengo están viejitas, pero todavía sirven, y ya eso no se puede comprar, tuve que aprender a hacerlas yo mismo a mano para medio pescar algo”, comentó Antonio.

Trabajar bajo el riesgo de perder a vida

En las últimas semanas, ya han sido dos embarcaciones que han naufragado en alta mar y han tenido que ser recatadas de emergencia por ferrys que van desde Guanta hasta la Isla de Margarita.

Las causas de estos naufragios son la poca preparación y protección que llevan estos pescadores a su faena diaria, la mayoría de ellos tienen peñeros en muy mal estado y se aventuran con la esperanza de conseguir algo para su sustento diario.

A pesar de lo difícil que resulta ser pescador en Venezuela, para todos ellos nuestro reconocimiento por ser parte del patrimonio histórico del oriente del país.

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver