Caminar es la única opción para los trabajadores ante la falta de gasolina

La ausencia de transporte público, debido a la falta de combustible, conlleva a muchos comerciantes a caminar desde sus casas hasta los puestos de sus trabajos. Los más afectados son los que viven del día a día

Tal es el caso de Leonardo Granado, comerciante y propietario de la Frutería José, C.A. Ubicada en Lechería, estado Anzoátegui.

Ahora es noticia: Agresiones contra periodistas aumentan con el paso de la cuarentena

Granado, le informó al equipo de Todos Ahora, que esta situación le genera mucho estrés y fatiga física. Debido a que tiene que caminar varios kilómetros desde su hogar, hasta su negocio y viceversa.

Caminar por horas

“Al inicio de la cuarentena, agarraba un bus hasta el negocio y me regresaba caminando porque no pasaba ni un carrito. Ahora no hay nada, tengo que irme a pie y regresarme igual. Esto me cansa demasiado”, lamentó

No puede dejar de ir a trabajar porque, como muchos venezolanos, vive del día a día y últimamente las ventas no van muy bien. Al ser un vendedor de frutas, atraviesa muchísimas perdidas por lo rápido que se descompone su producto.

Complicaciones con los desperdicios

Cuando las frutas llegaban a su punto de descomposición, venían unos camioneros que crían animales y estas les sirven de alimentos para dichos. Pero ante la falta de gasolina no fueron mas. Esto le ocasiona trabajo extra, al tener que llevar el peso de los desperdicios a un basurero cercano.

“Venían unos gochos que crían cochinos y estos se alimentan de estas frutas descompuestas. Con lo que me pagaban recuperaba aunque sea algo de lo que invertí, no todo era perdida”, informó.

Así como Leonardo, se encuentran muchos comerciantes que, ante la ausencia de transporte público, deben caminar hasta sus trabajos o simplemente tratar de trabajar desde su casa.

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver