Voluntariado social, un gran camino para ejercer la solidaridad en la pandemia

Decidí Ayudar nació el 12 de mayo del 2018 con su primer voluntariado llamado Ayudando en las calles de Ciudad Bolívar, donde se repartieron 100 platos de lentejas con arroz y 100 jugos de papelón con limón a las personas en situación de calle.

Nahien y Sarah Romero son las fundadoras esenciales de esta hermosa labor, juntas tienden una mano a los más necesitados a  través de un voluntariado social. 

Sarah  contó cómo empezó  el voluntariado 

«Recuerdo aquel domingo cuando Nadien me llamó y planteó la idea de hacer algo diferente, ya era hora de que dejáramos la lloradera, era hora de actuar, me mostró una actividad hermosa que estaba realizando un grupo de personas en Puerto Ordaz frente al rectorado de nuestra casa de estudios,  allí varias personas repartían comida», explicó. 

Asimismo, indicó que «después de hablarlo durante algunos minutos y pensar lo difícil y complicado que podría ser, abrí inmediatamente un chat en WhatsApp donde incluí a familiares y amigos que Dios puso en mis pensamientos y que sabía que podría contar con ellos. Todos se emocionaron y enseguida aceptaron, se enrollaron las mangas y a la semana siguiente ya estábamos realizando nuestro primer voluntariado».

Decidí Ayudar no es una fundación, es un grupo de voluntarios, ubicados en Ciudad Bolívar, Upata y fuera del país. La iniciativa está basada en la cooperación y la confianza. 

¿Cuál ha sido su labor en cuarentena? 

La labor de Decidí Ayudar durante la cuarentena, ha sido muy poca, aunque no han parado de trabajar.

En la medida de que les llegan las donaciones han estado llevando ese granito de amor donde lo necesiten; sin embargo, no ha sido nada fácil. Esto por diferentes razones, la falta de combustible y transporte han jugado un papel importante para poder ir a buscar o llevar las donaciones. En contra también han tenidola falta de gas y  agua.

Por otra parte, las donaciones recibidas han mermado mucho. Por lo general, reciben donaciones de fundaciones, ONG y grupos fuera del país y de personas de la ciudad, pero esto ha bajado significativamente.

¿De qué se encarga el grupo de voluntariado?

Los voluntarios se han dedicado con amor y compromiso a llevar a los más necesitados: comidas preparadas, preparar comida en comunidades, a entregar alimentos no perecederos, medicamentos, ropa, artículos de higiene; entre otros. Cuentan con una voluntaria enfermera y otra bioanalista.

No obstante, debido a la falta de donaciones y por diferentes razones, en estos momentos sólo están ayudando con entregas de medicamentos alimentos, ropa, exámenes de laboratorios. También gestionan casos médicos de niños.

¿Cuáles son los desafíos del voluntariado?

El primero para el voluntariado es mantener inquebrantable la fe, las esperanzas, ese amor y ganas de ayudar a otros. 

También ha sido desafiante mantener la motivación en el grupo ante las adversidades, pero no tanto como manejar las emociones ante las adversidades.

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver