Hungría prohibió para siempre la cría de animales para fabricar ropa

Hungría anunció el pasado 26 de noviembre la prohibición de la cría de pieles de visones, zorros, turones, hurones y coipo.

Esto se produce después de que varias granjas de pieles de visón dieron positivo al coronavirus en los Estados Unidos, Países Bajos, Dinamarca, Italia, Francia, España, Grecia y Suecia.

Ahora es noticia: La verdad detrás de la aparición de los monolitos en varias partes del mundo

Actualmente, el país no cultiva ninguna de las especies con pieles mencionadas en la prohibición, reseñó el sitio web serecologico.com.

La organización de bienestar animal Humane Society International (HSI) recibió con agrado la noticia. El grupo calificó la prohibición como una “medida de precaución” para evitar que los productores de pieles se trasladen a Hungría desde otros países.

La chinchilla excluida de la prohibición de Hungría

La prohibición de Hungría no se extiende al cultivo de pieles de chinchillas. La región cría miles de chinchillas para obtener pieles. Algunos criticaron que al igual que otras especies de pieles, las chinchillas también podrían ser susceptibles a los virus, y por esa razón, también deberían prohibirse estas granjas.

¿Cuáles son los otros países con esta prohibición?

Según información de la ONG Anima Naturalis, el pasado mes de septiembre, Francia anunció una prohibición total del cultivo de pieles de visón después de una investigación encubierta del grupo de campaña animal One Voice. Las últimas cuatro granjas de pieles que quedan en Francia están obligadas a cerrar como muy tarde en 2025.

A principios de este año, el Gobierno holandés anunció que cerraría permanentemente todas las granjas de pieles de visón para 2021.

Por su parte, Dinamarca, uno de los mayores productores de piel de visón del mundo, anunció en noviembre que su casa de subastas más grande, Kopenhagen Fur, cerraría en los próximos dos o tres años. Solo entre 2018 y 2019, la casa de subastas vendió 24,8 millones de pieles de visón.

El anuncio se produjo después de la orden del gobierno danés de un sacrificio masivo de visones. Esto siguió a los informes de una mutación de coronavirus, que los visones pueden transmitir a los humanos.

El cultivo de pieles ya está prohibido o está en proceso de ser eliminado en Alemania, la República Checa, Austria, Noruega, Bélgica y otros.

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver