En Hospital Ruiz y Páez solicitaron la reubicación de la carpa de triaje respiratorio tras inundación

El personal sanitario del Hospital Ruiz y Páez solicitó reubicación de improvisada carpa de triaje respiratorio tras inundación, esto debido a la llegada de las lluvias. Poniendo en riesgo la salud de pacientes y causando daños en equipos médicos.

Ahora es noticia: Carabobo sin transporte: 80% están inoperativos

Carpa de triaje respiratorio en hospital Ruiz y Páez en colapso tras las lluvias

El triaje es una carpa militar que está en el estacionamiento del Ruiz y Páez y con la llegada de las lluvias se inunda diariamente todo el espacio, además de ser un lugar reducido, e improvisado, debido a las lluvias pone en riesgo la salud de los pacientes con problemas respiratorios.

«Dificulta la atención médica, pacientes y familiares se mojan, se medio resguardan debajo de un pequeño toldo, pero no es suficiente», dijo Camilo Torres, vicepresidente del Colegio de Enfermería del estado Bolívar.

Por su parte, en la carpa de triaje atienden entre 30 a 40 personas diarias con problemas respiratorios, es por ello que el personal médico solicita reubicación urgente. «Solicitamos su reubicación, que se habilite un espacio  acordé dentro del hospital para un mejor funcionamiento. Pudiendo ser las instalaciones del Hospital Militar que tiene entrada independiente y está ubicado próximo a la sala COVID-19», dijo Camilo Torres.

Las carpas de triaje se usan para la detección preliminar de pacientes. Esto tiene como objetivo garantizar que los hospitales permanezcan tan libres de COVID-19 como sea posible. Estas se colocan directamente frente a los hospitales. Todos los pacientes que llegan se registran y examinan en las carpas de Triage. De esta manera, las carpas triaje pueden usarse para evitar que personas infectadas ingresen al hospital sin ningún control.

Equipos médicos en carpa de triaje en Ruiz y Páez están en riesgo de dañarse

Debido a la situación hay equipos dentro de la carpa que están en riesgo de dañarse, como por ejemplo: camillas, sillas de ruedas, tensiómetro, oxímetros, manómetros, medicamentos y materiales médicos.

Camilo Torres informó que la carpa no está bien construida, y que además debido a las lluvias deben utilizar objetos para tapar y evitar que se dañen los equipos médicos. «No está preparada para las lluvias, pacientes y trabajadores tapamos con sombrillas, pedazos de plásticos para no mojarnos. Además, evitar que se dañen los equipos de salud», dijo el especialista.

Negligencia gubernamental

El personal sanitario emitió la denuncia directamente a los  entes gubernamentales, pero Justo Noguera, gobernador de la entidad, no ha respondido a los llamados correspondientes. «Nosotros tenemos la razón, la carpa está improvisada hay que reiniciarla y las autoridades están tramitando, pero no lo han ejecutado», denunció.

 

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver