Volver
Compártelo:

Claves y datos: ¿qué hay detrás de lo que ocurre con los partidos políticos en Venezuela?

Luego de la decisión del régimen de Maduro, a través del TSJ ilegítimo, de suspender las juntas directivas de algunos partidos políticos venezolanos, muchas son las dudas que se generaron.

¿Por qué se dio esta decisión contra Acción Democrática y Primero Justicia? ¿Quiénes son los nuevos designados? ¿Cuál es la relación de ellos con el régimen? ¿Qué impacto puede generar esto en la vida política del país? Así como otras más, son parte de las interrogantes respondidas.

Ahora es noticia: María Corina envió un mensaje a los venezolanos ante las acciones del régimen

Esto, de la mano del testimonio de dos especialistas políticos que explicaron a Todos Ahora algunas claves y datos para entender la situación política que atraviesa Venezuela.

Antecedentes de los partidos políticos: ¿cuándo empezó todo esto?

No es algo nuevo o reciente. En enero del presente año personajes de Primero Justicia (PJ) hicieron algunos pedimentos al ilegítimo Tribunal Supremo de Justicia (TSJ).

José Brito, a quien el TSJ le otorgó la directiva de la junta ad hoc de Primero Justicia, introdujo una petición al órgano madurista para reintegrarse al partido. Todo esto, luego de su expulsión, que se dio después de señalarlo y relacionarlo, por presunta corrupción, con un empresario vinculado a las bolsas CLAP.

Así pues, Brito hizo esta solicitud en enero y en compañía de otros políticos. Los mismos que se autoproclamaron como directiva de la Asamblea Nacional, incluyendo a Luis Parra. En la petición, además instaron a una nueva designación, por parte del TSJ, de la directiva de PJ.

Este hecho también lo denunció Henrique Capriles, dirigente del partido. Señaló, en su momento, que había una operación donde esos dirigentes “van a ir al tribunal, los partidos ilegalizados los van a legalizar y se los van a entregar, las siglas y no sé qué más”. De igual forma, dio nombres y apellidos de los involucrados, resaltando los de José Brito, el nuevo designado, Luis Parra, el autoproclamado como presidente de la AN y Conrado Pérez.

Por lo tanto, se dice que esta nueva sentencia del TSJ de Maduro respondería a esta petición.

Involucrados: ¿quiénes son los nuevos elegidos por el régimen para dirigir los partidos políticos?

En las sentencias del Tribunal Supremo de Justicia ilegítimo, hasta ahora, se revelaron dos nombres principales.

José Brito por Primero Justicia y Bernabé Gutiérrez por Acción Democrática. Ellos dos son los escogidos para coordinar y dirigir ambos partidos políticos desde la junta ad hoc tras la decisión del régimen.

José Brito

Brito, como se explicó con anterioridad, formó parte del grupo que solicitó el hecho. Además, lo expulsaron de PJ por presuntos actos de corrupción. Mismos actos que parecen haber sido olvidados por la institución madurista tras su esta acción y nombramiento.

De igual forma, fue electo como diputado a la Asamblea Nacional legítima, a la que “traicionó” luego de autoproclamarse, junto a Luis Parra y otros, en la junta directiva de la misma. Desconociendo así la presidencia del parlamento encabezada por Juan Guaidó.

Bernabé Gutiérrez

Por otro lado, el nombre Bernabé Gutiérrez resonó mucho algunos días atrás. Específicamente, desde que su hermano, José Luis Gutiérrez, fue anunciado como uno de los nuevos rectores de la junta directiva del CNE nombrada por el régimen de Maduro.

Asimismo, el pasado fin de semana Bernabé Gutiérrez propuso unas elecciones internas para que los militantes de AD eligieran si ir o no a las urnas electorales. De esta forma, abrió la posibilidad, o al menos la propuesta, de que la tolda blanca fuera a elecciones con el nuevo CNE.  

Otros líderes políticos condenaron la situación. Afirmaron que no apoyarán ninguna participación en comicios electorales con este órgano como regente. Pues, aseguraron que al participar solo estarían legitimando una acción del gobierno usurpador.

Consecuencias: ¿qué impacto generan estas acciones en los partidos políticos?

Para analizar y comprender qué hay más allá de todo lo que está ocurriendo con estos partidos políticos en el país, el equipo de Todos Ahora, entrevistó a dos expertos del tema.

En primer lugar, Daniel Santolo. profesor especialista en sistemas y procesos electorales de la Escuela de Postgrado de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Políticas de la UCV, y Doctor en Ciencias Políticas de la misma casa de estudios.

En segundo lugar, Oswaldo Ramírez. Licenciado en Ciencias Políticas y Administrativas de la UCV y Director de la Firma de Consultoría Política ORC Consultores.

Análisis de Daniel Santolo

Santolo explicó que estas relaciones, entre partidos y el TSJ de Maduro, tienen mucho que ver con los intereses encontrados de los que forman parte de las organizaciones.

“El TSJ actúa sobre algunos partidos políticos frente a solicitudes de los propios directivos de los partidos. Mismos que pretenden dirimir sus diferencias internas en el alto tribunal. Esto ha generado, no ahora, sino desde mucho tiempo atrás, la interferencia de la vida interna de los partidos por decisiones judiciales”, señaló.

En este contexto, comentó que más allá de estas sentencias todo parte de la legitimidad que se obtenga, sea del partido, del político o de la institución, por parte de los ciudadanos. “La política son hechos concretos, no discusiones sobre leyes o reglamentos. Lo que lleva a la lucha por el poder y las posibilidades de mantenerlo. Ahora, la legitimidad te la da el propio ejercicio del poder”.

Frente al posible llamado a elecciones por parte del régimen de Nicolás Maduro, indicó que el panorama de la abstención que se tiene previsto le dará el poder, nuevamente y como en el 2005, del parlamento al régimen.

“El objetivo inmediato del gobierno es retomar el control de la Asamblea Nacional, y hacia allá se dirige. Al igual que en el 2005, en medio de un proceso con una abstención gigantesca. Así tomó posesión del parlamento e impulsó todos los cambios desde allí, lo que legitimó la actuación, tanto del parlamento, como de la presidencia. Creo que en este momento si se realizan las elecciones parlamentarias tendremos los mismos resultados”, resaltó.

Finalmente, el especialista en política dijo que en medio de toda esta situación y para que no ocurra lo que pasó en el 2005 con la abstención, los partidos políticos deben exigir en gran medida vigilancia internacional en los comicios.

“Lo que deben hacer los partidos que pretendan participar en el proceso electoral es presionar para conseguir mejores condiciones en la contienda. Allí juega un papel muy importante la comunidad internacional en materia de observación y fiscalización de los procesos electorales. Finalmente, los que no pretenden concurrir al proceso pueden seguir denunciando ante los entes internacionales. Ahora bien, es allí donde se debe tomar la decisión de cuál opción es la mejor, pues de esa decisión dependerá el futuro y la vigencia democrática de las instituciones”, concluyó Daniel Santolo.

Imagen cortesía. Daniel Santolo

Análisis de Oswaldo Ramírez

Ramírez, en principio, comentó que “no existen partidos legítimos en Venezuela, sino partidos legales”. Y partiendo de ellos, “hay que recordar que hace algunos meses atrás Primero Justicia, Voluntad Popular, Acción Democrática, entre otros, fueron prácticamente ilegalizados por el CNE”.

En esta situación, según el especialista, puede darse una “deconstrucción de las instituciones y de la militancia partidista, que ya venían siendo golpeadas”.

Asimismo, señaló que todo este contexto que generó la decisión del TSJ demuestra una lucha de poderes. “La realidad es que la mayoría de los militantes están tratando de optar por un cargo, porque lo que tienes de fondo en este horizonte cercano son las elecciones parlamentarias”, comentó el director de ORC Consultores.

Además, añadió que todo esto “no es nuevo, pues no es primera vez que se secuestra una directiva para tratar de poner a estos partidos, o a los títeres de algunos de ellos, a trabajar en función de los intereses del régimen de Maduro”.

A su juicio, esto solo intenta “convalidar un proceso electoral en el que no hay la capacidad de medirse libre y justamente de manera transparente”.

Finalmente, Ramírez comentó que “no hay forma que los afectados puedan evitar el uso de la imagen. Pudiera haber una demanda de opinión pública tratando de rechazar la medida, pero en lo estrictamente legal, no puedes hacer prácticamente nada. Pues, veremos a algunos actores emerger para convalidar un proceso de elecciones parlamentarias que no resuelve para nada la crisis estructural, política y social que está atravesando Venezuela”.

Imagen cortesía. Oswaldo Ramírez
Lo más leido