Circo Ayala, cerca de cuatro meses varado en Barquisimeto

Circo hermanos Ayala llegó a la ciudad de Barquisimeto tres semanas antes de que en el país se tomara la cuarentena. Desde entonces, esta familia de circenses quedó inmóvil en la capital larense.

El Circo Ayala llegó en febrero a la ciudad crepuscular. Brindó tres fines de semana llenos de espectáculo y días después, al declararse el confinamiento en todo el territorio venezolano, los miembros del circo quedaron retenidos junto con su gran carpa y los tráileres en el estacionamiento del complejo ferial de Barquisimeto.

Ahora es noticia: Persiste denuncia por contaminación el la bahía de Pozuelos

Eliezer Ayala, quien forma parte de esta familia que por generaciones se ha dedicado a hacer circo en Venezuela, cumpliendo con la tradición mexicana que lleva su apellido, comentó que, sin duda alguna la pandemia de la COVID-19 ha sido muy fuerte para ellos. Señaló que 15 familias viven de las funciones que realizan y se encuentran paralizados.

Aunque ciertamente están acostumbrados a vivir donde trabajan, ya que cada tráiler es su hogar, así como también se mantienen activos cumpliendo con las rutinas y ensayos sin importar que no haya funciones,  la situación económica y la incertidumbre sobre los días por venir les agobia, precisó.

«Queremos que las autoridades nos tomen en cuenta»

Ayala añadió que para ellos es muy importante que la Alcaldía o Gobernación de Iribarren los tomen en cuenta. Consideró que así como se aprobaron los autocine se puede llevar a cabo el autocirco. Estima que, cumpliendo con las medidas de prevención necesarias podrían brindar al público algunas funciones especiales.

Finalmente agregó que, por una temporada larga estarán varados en Barquisimeto, debido a que no hay condiciones para movilizarse a otros estados del país.

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver