11 de abril 2002: ¿Única oportunidad?

Hoy 11 de abril se conmemoran 18 años desde aquel evento histórico en el que el fallecido presidente Hugo Chávez sufrió un golpe de Estado. Esta fecha se guarda en la memoria de muchos venezolanos como la única oportunidad que hubo para salir del Socialismo del siglo XXI. Sistema que para esa fecha comenzaba a dar sus primeros pasos, y hasta el sol de hoy, sigue, de una forma u otra, rigiendo en Venezuela.

Los hechos

Muchos de los jóvenes que hoy migraron de Venezuela culpan al sistema socialista de obligarlos a emigrar, alegando que fue dicho sistema el que llevó el país a la ruina. Entonces ellos son quiénes llevan el peso de las consecuencias de una decisión que no tomaron. Es decir, para el 2002 muchos de esos miles de jóvenes tenían, cómo máximo, 10 años de edad. Por lo que sus recuerdos son borrosos.

Ahora es noticia: Denuncian presencia de grupos armados en Táchira

Hasta este momento, los hechos del 11 de abril no tienen un autor claro. El vacío de poder que se generó con la carta de renuncia de Hugo Chávez, aún es un vaivén de teorías.

Para cuando comenzó el año 2002 ya se venía arrastrando cierta inestabilidad. Sobretodo desde diciembre del año anterior, cuando se convocó a un paro cívico acatado por la sociedad civil. Dicho paro cerró muchos negocios por 24 horas, desde el 10 diciembre de 2001, y fue convocado por las fuerzas de oposición a Hugo Chávez.

Luego, vino una huelga general promovida por Fedecámaras que tuvo especial participación de la Confederación de Trabajadores de Venezuela. Además del penoso derramamiento de sangre, el propio 11 de abril.

11 de abril

La marcha opositora se llenó de coraje ese día y decidió cambiar su rumbo hacia Miraflores, este fue el primer paso a lo que vendría luego. Allí, ambas fuerzas experimentarían un choque histórico, ya que en Miraflores simpatizantes del Gobierno de Chávez estaban concentrados desde el día anterior.

En ese momento, apoyados por grupos francotiradores, se produjeron casi dos decenas de fallecidos y 69 heridos.

La aceleración de la salida de Chávez estaba siendo impulsada por esas vidas inocentes. El objetivo era sacarlo de el poder. Estos hechos tampoco tienen un autor claro, 18 años después se sigue discutiendo quién inició la masacre de esa tarde.

Lo cierto es que la ciudadanía se encontró con la sorpresa de la renuncia de Hugo Chávez. Aunque para una parte era motivo de celebración, había otro sector que veía con desconfianza los hechos. Les arrancaron al mesías.

Los días siguientes fueron duros. La proclamación de Carmona Estanga como presidente, hacía la salida de Chávez mucho más real. Estanga era para ese entonces el presidente de Fedecámaras. Todos los poderes fueron disueltos, los alcaldes y gobernadores electos fueron removidos de sus cargos, al igual que el fiscal y contralor general.

La resurrección

Era el pleno comienzo de un sistema que iba poco a poco calando en la sociedad. La ayuda internacional no llegó, la mayoría de los países optaron por no reconocer a Estanga. Mientras que había parte de la fuerza militar que aún era leal a Chávez. Esto propició las condiciones para que reasumiera la presidencia de Venezuela.

Con ello, muchos expertos hablan del fortalecimiento de esa izquierda. Este intento fallido permitió que revisaran detalladamente a sus Fuerzas Armadas. Un gran proceso de ideologización los volvió aún más leales, mientras que sus simpatizantes, por varios años, se volvieron más férreos, la idea de democracia no se parecía a lo que habían vivido.

Actualmente la democracia es la vía que se quiere, en general, para la salida del mismo sistema que continúa fallando. Aunque en más de 18 años el camino no ha sido fácil, los venezolanos esperan con ansias el día de la libertad.

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver