El amor a lo nuestro

¿Nunca se han preguntado cuál es el verdadero significado de la palabra amor? Algunos lo definirán como una especie de afecto que se transmite entre personas, otros precisarán su término relacionándolo con el placer entre dos seres que se aman, que deciden convivir juntos y lograr una armonía perfecta a pesar de las diferencias. Pero si reformulo mi pregunta…  Hablemos de ese sentimiento a este suelo que nos vio nacer, es decir, nos llenamos la boca hablando de este gran país, pero… ¿Va enlazado con nuestra acción? ¿Existe amor verdadero al país? Empecemos desde cero.

amor por Venezuela
Foto: Analítica

Escuchamos algunos niños y jóvenes, desconocer fechas y hechos históricos, carecer de base y formación, actúan con un comportamiento poco adecuado, es por ello que, para ofrecer una respuesta del término, debemos estar a la altura, moderar nuestro vocabulario, sentirnos orgullosos de nuestra cultura y sus tradiciones. El amor es una suma de reconocimiento y aceptación, pero también el deseo de valorar y cuidar lo que es nuestro. 

Tenemos que ser capaces de admirar nuestro escudo nacional, saber cuál es la comida típica, dominar el himno nacional, reconocer cada lugar y sitio de esta hermosa patria. Ese es nuestro primer paso para hablar del auténtico amor. Es prioridad generar una identificación con el país desde niño, es el llamado sentido de pertenencia.

Asimismo, sucede con los adultos, se expresan de forma soez y ofensiva de su nación. Indicando que no avanza; que está cada vez peor, que está feo o está sucio, etc. etc., pero la pregunta que deberían hacerse es ¿Qué has hecho TÚ por esta tierra que tanto críticas? ¿Cuál ha sido tu contribución cuando las condiciones no son las mejores? Cuando la tierra es próspera, te regala o te da en términos de ganancias es bueno, pero cuando empieza a fallar por múltiples razones, entonces nuestro apego al país ya no existe. 

Jamás la abandones cuando esté destruida, nos corresponde dar la cara por ella y ser el ejemplo que necesitamos para poder salir adelante. Seamos ciudadanos responsables. En el rol que nos toque ejercer no se ve bien hablar mal del país, de su gente, del Estado y sus instituciones. 

Amor por Venezuela

Siembra para recoger, no para destruir. Trabaja con honestidad, respeta al prójimo, contribuye a generar valores y principios éticos como lealtad, transparencia, bien común, empatía y gratitud. Debemos ser gente que sume no que reste.

Una de las frases del gran poeta e historiador Voltaire era definir al amor como la más fuerte de las pasiones, porque ataca al mismo tiempo a la cabeza, al cuerpo y al corazón. Entonces si aplicamos esa pasión, vale la pena decir que pensemos antes de decir las cosas, obremos con rectitud y vocación de servicio y trabajemos con efusión y dulzura para que se rescate ese espíritu cívico, ese país de emprendedores.

Termino este artículo con la siguiente frase de José Ingenieros: “El Hombre Mediocre” (1913): Cuando las miserias morales asolan a un país, la culpa es de todos los que por falta de cultura y de ideal no han sabido amarlo como patria: de todos los que vivieron de ella sin trabajar para ella.

No podemos ir por la vida vociferando, destruyendo o siendo ingratos, hagamos las cosas con efusión, cariño y optimismo, seamos hombres y mujeres de ejemplo, en nuestro proceder y actuar. ¿Entonces cuál sería nuestra definición de ese amor auténtico y genuino?  Debe expresar pasión por lo que hacemos y lo que sentimos, resaltando lo positivo y aportando para corregir nuestras debilidades. El amor conceptualmente sería un sentimiento de apego, necesidad y respeto. Seamos la mejor recompensa para esta gran nación llamada Venezuela. 

Por. Madeleine Martins Da Silva

Síguenos
Suscríbete a nuestro
grupo de whatsapp

15 Responses

  1. Una de las cosas que mas apremian a un medio de comunicación es el deseo de persuadir, informar, opinar, educar y difundir y al leer este tipo de notas, podemos ver que si hay formas positivas y educativas de plasmar lo que se siente y lo que como venezolanos debemos hacer para que este país salga adelante. Felicito al medio de comunicación por esta excelente y constructiva opinión.

  2. Es lamentable, la actitud que presentan algunos venezolanos fuera de su país. Comentando que viven felices a costilla del sistema del país que visitan, de sus refugios y de sus ayudas.

    Amo Venezuela por todo lo que me brindó y lo que pude retribuirle. Y siento pena por todas las buenas personas trabajadoras que salen a dar lo mejor de sí y a dejar su nacionalidad bien en alto.

    Estás personas no aman ser venezolanos.

  3. Excelente tema, que ha estado y estará en el tapete en todas las generaciones.
    Este tema me hizo recordar que en mi adolescencia traté de identificar un concepto de la palabra amor y en esa búsqueda hallé su etimología, A: negación y Mor: muerte. Desde ese momento creo que quién creó esa palabra quiso expresar el mayor de los sentimientos, uno que no tiene fin aún después de la muerte.

  4. Es cuestión de cultura, es como la relacion de amigos cuando estas bien son amigos y cuando estas mal son pocos los que estan a nuestro lado. Muy buen articulo

  5. Muy cierto tu le preguntas hoy en día a un joven sobre los estados de Venezuela y no saben responder. o Preguntar a alguien el nombre completo del Libertador y tampoco tienes una respuesta. Es una cuestión de cultura y valores que se ensenan desde casa

  6. Muy cierto este artículo si fuera reguetón los jóvenes se saben la letra completa pero si le preguntas algo de geografía o historia de su tierra se quedan mudos. Es un problema cultural

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

419
0

También puedes leer