Recetas con berenjena, fáciles y nutritivas para compartir

La berenjena es originaria de la India y desde ahí empezó ganando terreno por Asia, es de la familia de los tomates, el pimiento y la papa. Lo más peculiar de la berenjena es que también es familia del tabaco, ya que sus semillas contienen nicotina.

La berenjena se encuentra en diversas formas, tamaños y colores. Además, ofrece una cantidad de beneficios, ya que es 92,6% agua, lo que la hace muy ligera. Nos ayuda con el buen estado de la flora bacteriana y disminuye la consistencia de las heces, lo que ayuda a su eliminación.

berenjena 1.1 (1)
Foto: Cortesía

Las propiedades más valiosas de la berenjena no son debidas a su riqueza en vitaminas y minerales, sino a compuestos químicos específicos que se hallan sobre todo en la piel y las semillas. Estas sustancias estimulan el buen funcionamiento del hígado y el vaciamiento de la vesícula biliar.

A pesar de todo, hoy se la mira con precaución por su tendencia a absorber la grasa añadida durante la preparación. Sin embargo, es un alimento de propiedades muy beneficiosas sobre la digestión de los ácidos grasos, la presión arterial, la salud de los riñones y la resistencia a las enfermedades en general. No es extraño que forme parte de platos exquisitos en las cocinas tradicionales de Asia, Oriente Medio, el norte de África y el sur de Europa.

berenjena 1.2 (1)
Foto: Cortesía

Cinco recetas deliciosas con las que puedes usar la berenjena

Canelones o rollitos de berenjena: Para 4 personas

Necesitarás los siguientes ingredientes:1 berenjena, 150 g de atún en conserva al natural, 2 huevos cocidos, 4 cucharadas de salsa de tomate, 100 g de queso rallado de su preferencia, sal y pimienta al gusto.

Preparación: Corta la berenjena. Quita la punta y córtala, sin quitarle la piel, en finas láminas con un cuchillo. Coloca las láminas de berenjena en un plato cuando la hayas laminado entera, cocina las láminas de berenjena, añade un poco de sal y cocina la mitad de la berenjena en el microondas durante 3 minutos y medio, prepara el relleno.

Ralla con un rallador los huevos cocidos, añade el atún, desmiga todo bien, añade sal y pimienta negra al gusto, y unas cucharadas de salsa de tomate casera, añade más tomate si ves que el relleno queda un poco seco, mezcla todo bien con una cuchara.

Coloca las láminas de berenjena encima de la tabla de cortar, coloca una porción de relleno, ayudándote con una cuchara, en cada una de las láminas y enrolla la lámina sobre sí misma. Haz lo mismo con todas las láminas de berenjena hasta terminar con todo el relleno, deja los canelones en la bandeja de horno, puedes ponerle encima un poco de salsa de tomate y queso de su preferencia y espolvorea con orégano que, aunque es opcional, le da un sabor delicioso.

Hamburguesas de berenjena: Para 8 hamburguesas pequeñas

Necesitarás los siguientes ingredientes: 1 berenjena grande, 1 pimiento rojo, 1 cebolla mediana, 2 huevos, 75 g de pan rallado, sal, aceite de oliva virgen, extra 2 ajos y un buen manojo de perejil.

Preparación: Coloca las verduras en la bandeja de horno en el nivel más alto o 250 grados. Nos interesa que las verduras se hagan lo más rápido posible, en media hora o 45 minutos ya estarán asadas. Deja que se enfríen antes de pelarlas.

Retira la piel a las verduras y verás qué fácil sale. Deja enfriar las verduras para que suelten todo el agua que quieran desprender y déjalas unos minutos sobre papel absorbente. Pica las verduras con un cuchillo bien afilado lo más fino que puedas.

Cuando estén todas las verduras picaditas bien finas, pásalas a un bol y añade ajo,  perejil picado al gusto, dos huevos enteros y sazona con sal y, por último, añade el pan rallado. Mezcla de nuevo y deja reposar para que el salvado se hinche y absorba la humedad. Pasados 20 minutos, verás si tienes que añadir más salvado o no según veas si la mezcla te ha quedado seca.

Ahora es tendencia: Recetas fáciles con chayota que beneficiarán a tu cuerpo

Berenjena rellenas de pollo: Rinde para 3 personas

Necesitarás los siguientes ingredientes: 3 berenjenas medianas, 300 g de pechuga de pollo, 1 cebolla, 100 g de queso rallado para gratinar, aceite de oliva y sal.

Para la bechamel: 500 ml de leche, 40 g de harina de trigo,30 g de mantequilla, sal, pimienta negra y nuez moscada al gusto.

Preparación: Prepara las berenjenas. Con las berenjenas bien lavadas, quita el rabito y corta a lo largo. Haz unos cortes con el cuchillo sin llegar al fondo para asarlas. Añade un poco de sal y llévalas al horno, a la parte alta, a 220 grados.

Añade un poco de aceite de oliva en una sartén y cocina el pollo sazonado con un poco de sal y pimienta, retira el pollo a un plato cuando esté hecho por las dos caras. En la misma sartén, sofríe la cebolla picada bien fina.

Mientras se cocina la cebolla, prepara la bechamel en otra sartén. Coloca la mantequilla y cuando esté derretida, añade dos cucharadas de harina de trigo.

Remueve hasta que se tueste la harina, y sin dejar de remover. Añade la leche templada. Añade más leche a medida que se va integrando para que no salgan grumos. Sazona con un poco de pimienta, nuez moscada y sal. Retira la bechamel del fuego cuando empiece a hervir. Corta el pollo en trocitos muy pequeños con un cuchillo o con una procesadora de alimentos.

berenjena rellena
Foto: Cortesía

Saca las berenjenas del horno. Pásalas a un plato para que se enfríen y retira la pulpa con ayuda de una cuchara. Ten cuidado de dejar una pequeña cantidad de berenjena dentro de cada barquita.

Pica la pulpa bien pequeña con unas tijeras. Rehoga la pulpa de berenjena junto con la cebolla. La berenjena está hecha cuando veas que se deshace cuando la presionas con la punta de la espátula.

Pon la cebolla y la berenjena en un bol, añade el pollo y un cacito de la bechamel para que quede muy jugoso. Mezcla bien y si quieres añade un poco más de bechamel. También puedes añadir huevo duro.

Rellena las berenjenas. Coloca una cantidad del relleno de pollo en cada barquita y déjalas en la bandeja donde las vas a hornear. Riega con bechamel las barquitas de berenjenas  rellenas de pollo y cubre con un poco de queso rallado que funda bien. Gratina las berenjenas rellenas de pollo. Llévalas al horno unos 10 minutos con calor en la parte de arriba.

Más recetas con berenjena: un delicioso sandiwch

Necesitarás los siguientes ingredientes: 1 berenjena grande,150g de jamón york, 150 g de espinacas cocidas, 200 g de queso en lonjas, 2 o 3 huevos, 50 g de harina de todo uso, 150 g de pan rallado, sal gruesa y aceite para freír.

Corta las berenjenas con un cuchillo bien afilado en rodajas de aproximadamente un centímetro de grosor. Una vez cortadas, para que no amarguen, ponles abundante sal gruesa y déjalas sobre un escurridor. Tras media hora, aclara bien con agua y seca las rodajas de berenjena con un paño. Ya las tienes listas para usar.

Junta las rodajas en pares de manera que tengan un tamaño parecido. Coloca las rodajas encima de una tabla. Coloca encima un poco de embutido sin que salga de los bordes, Añade encima una loncha de queso y el jamón.

Recorta los sobrantes y tapa con otra rodaja de berenjena. Las últimas las he rellenado con espinacas y queso.

Una vez montados, pásalos primero por la harina, luego por el huevo batido y, por último, por el pan rallado. Asegúrate de que el borde quede bien sellado. Repite este proceso con todos los sándwich y déjalos en un plato a medida que los vas rebozando.

Coloca abundante aceite de oliva en una sartén al fuego. Añade los sándwich cuando el aceite esté bien caliente. Asegúrate de freírlos a fuego moderado para que la berenjena se cocine bien y el pan no se queme. Dóralos por las dos caras y ve dejándolos en un plato sobre papel absorbente.

One response to “Recetas con berenjena, fáciles y nutritivas para compartir

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver