El mundo adaptado al hombre promedio: ¿Qué dicen los estudios?

La igualdad de género es un término mundialmente defendido en la actualidad. Este implica que hombres y mujeres deben recibir los mismos derechos, beneficios y oportunidades, pero ¿conoces qué tanto se cumple esto en la adaptación de las cosas cotidianas del mundo?

Pues resulta que algunos estudios muestran cómo el entorno diario ha sido diseñado y adaptado en gran medida pensando en el hombre promedio y no en la mujer.

El mundo adaptado al hombre promedio: ¿Qué dicen los estudios? 0

Ahora es noticia: Entregas de pasaporte a domicilio: la nueva modalidad del Saime a venezolanos en el exterior

Aspectos que pueden parecer tan irrelevantes como los tests de choques de los vehículos, los baños públicos, e incluso, estantes de supermercados, son solo algunas pruebas de ello.

Un artículo de Business Insider señala que las mujeres tienen 73 % más probabilidades que los hombres de sufrir lesiones en los accidentes de tránsito. Esto, ya que, los maniquíes de pruebas de los choques se basan en las medidas corporales de un hombre medio. Los maniquíes representan el peso, la altura y la estructura corporal masculina. 

Los reposacabezas y los cinturones de seguridad están alineados de tal manera que una persona que pesa 89 kilos, con una espina dorsal masculina y una distribución muscular específica, está bien protegida.

Algunos proveedores de tests de colisión utilizan maniquíes femeninos, pero la mayoría de ellos se colocan en el asiento del copiloto.

Diseño de los baños públicos

El tamaño promedio de los baños públicos en oficinas, cines, restaurantes, universidades o centros comerciales es de un metro de ancho y 1,5 de profundidad. «Pero, si lo piensas, por razones muy prácticas, es más laborioso que una mujer vaya al baño. Quizá tenga que quitarse una prenda por completo, colocar su bolso en el suelo, ponerse o quitarse las medias, o cambiarse los productos de higiene personal si es necesario», señala el portal de noticias.

Este es un claro indicativo de que la estructura de estos baños no está diseñada pensando en las necesidades de las mujeres que, «por lo general, también tienen que ir al baño con más frecuencia, ya sea porque están embarazadas, porque tienen una infección de la vejiga o porque llevan a sus hijos con ellas (estadísticamente, las mujeres siguen haciendo esto con más frecuencia)».

Supermercados

Los supermercados pueden ser otro indicativo de cosas cotidianas hechas pensado en los hombre. El tamaño de los estantes claramente no está diseñados para la mujer promedio (1.60).

Business Insider apunta que si bien, seguramente estos aspectos no son algo premeditado, demuestra el descuido y falta de investigación que hay al respecto.

Para conocer las noticias del momento síguenos en nuestra cuenta en Twitter @nta_vzlaInstagram, Facebook y nuestros grupos de WhatsApp.

Comparte con nosotros tu opinión ¡Déjala aquí abajo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver